Agotada la emisión de billetes de 0 euros… ¡vendidos a 2,5€!

¿Billetes sin valor? ¿Y vendidos por una cantidad concreta, 2,5 euros? No, en el Banco Central Europeo no se han vuelto locos.

Se trata de una emisión, realizada con el visto bueno de la autoridad monetaria europea, dirigida a coleccionistas. Se ha lanzado en la ciudad alemana de Kiel (en el estado de Schleswig-Holstein), y ha sido tal el éxito que se han agotado en un solo día y ya se habla de una segunda edición.

Estos billetes tienen la apariencia y todos los elementos formales que caracterizan a los billetes de curso legal, aunque en el lugar que el respectivo valor ocupa en los de 5, 10, 20 o 50 euros, un enorme ‘0’ deja claro que poco se va a poder comprar con él.

El billete de 0 euros de Kiel se ha impreso en el mismo papel que los billetes en curso de la zona Euro, en tonos violetas, y con todos los detalles de seguridad que caracterizan a las últimas series: relieves, sellos holográficos, hilos y marcas de agua. Su falsificación puede ser tan complicada como la de los otros billetes.

Las imágenes, además de una muy representativa de la ciudad de Kiel en el anverso (el buque-escuela de la Marina alemana,  en el puerto de esta ciudad costera del Báltico), son de monumentos europeos muy característicos, como el Coliseo romano, la Puerta de Brandemburgo de Berlín, la Sagrada Familia de Barcelona o la Torre Eiffel de París. Un collage con todos ellos ocupa la parte posterior del billete.

Aunque son turistas o coleccionistas sus principales destinatarios, esta iniciativa, que tradicionalmente se había realizado con monedas, consigue también fomentar el conocimiento de la moneda única europea, uno de los principales elementos de unión de todos los países que conforman esta comunidad.