Consejos para poner a punto un portátil

Para empezar el año con buen pie es importante revisar que todo lo que nos rodea está en perfectas condiciones y, si no es así, ponerle solución lo antes posible. Este es el caso de nuestro portátil, una herramienta de trabajo y ocio imprescindible que, de vez en cuando, es recomendable revisar.

Y es que, tener a punto el ordenador tiene una gran cantidad de ventajas como pueden ser:

  • El inicio de sesión, la carga de las aplicaciones y la puesta en marcha de los programas será más rápido.
  • El consumo de los recursos del sistema será menor que antes de la puesta a punto, al igual que el consumo energético que será mucho más eficiente.
  • Habrá un aumento de espacio en el disco duro y se aumentará la estabilidad del sistema.
  • La seguridad será más eficaz y de mayor calidad, pudiendo acceder a su correo electrónico o realizar transacciones a través de la Banca por Internet con total garantía.

A continuación le ofrecemos una serie de consejos que deberá tener en cuenta para poner a punto su ordenador portátil, eliminando todos aquellos datos que se quedan guardados y que, sin saberlo, nos quitan espacio en el disco duro.

Puesta a punto y copia de seguridad

La puesta a punto debe comenzar con el sistema operativo. Y es que es muy importante realizar de forma periódica las actualizaciones que nos señala el propio portátil, con el objetivo de incluir los parches de seguridad que van integrándose poco a poco. Recuerde que si su portátil tiene una versión antigua del sistema operativo, tiene más posibilidades de ser atacado por algún tipo de virus o malware que afecte a sus gestiones diarias.

Sin embargo, antes de realizar dicha actualización del sistema operativo, le recomendamos hacer una copia de seguridad de su disco duro en el ordenador, en una memoria externa o en la nube. Así, podrá acceder a su información siempre que sea necesario y desde cualquier lugar.

Gestionar el espacio disponible

Otro punto importante para mejorar la eficiencia de su portátil, esrevisar los programas y aplicaciones que tiene instaladas, eliminando aquellas que no se han utilizado en un largo periodo de tiempo.

Asimismo, es importante destacar que cuando eliminamos archivos, se acumulan una serie de restos no deseados que también pueden ralentizar el ordenador, por lo que habrá que utilizar aplicaciones específicas para limpiar esos restos. Como por ejemplo CCleaner.

Por último, es importante desfragmentar las unidades de almacenamiento para organizar la información que tiene el disco duro de su portátil, permitiendo al sistema operativo una ejecución de mayor eficacia.